25.5.12

Los banqueros no quieren un banco público ¿por qué será?

Nuestros bancos, esas empresas que nunca pierden pues si amenazan con resfriarse enseguida tienen que entrar los gobiernos en su ayuda, siguen presionando al Gobierno en España, ahora asegurando que sería un error que se nacionalizara definitivamente Bankia, y mucho peor que se fusionara con Novagalicia y CatalunyaCaixa o incluso que se mantuviera la actual situación durante mucho tiempo, teniendo en manos del gobierno un banco que consideran “su amigo” aunque a la hora de salvarlo tenga que ser de todos nosotros la pasta gansa que empleamos para que sigan jugando a la política de alto standing desde los despachos de la banca.

Esto lo dicen los banqueros amigos de los otros banqueros, en el mismo día en que se asegura que Bankia solicita otros 15.000 millones más para sobrevivir, y se los solicita el nuevo gestor al Gobierno que lo ha nombrado, que es por cierto quien dice que no tiene dinero público ni para Educación, ni para crear puestos de trabajo ni para Sanidad. Complicado para que los ciudadanos de este santo país crean en lo humano y en lo divino.

Pero sin duda lo que queda claro tras estas opiniones interesadas para no tener competencia pública, es que un banco público escuece y eso indica que si se sabe gestionar bien es bueno para la sociedad y malo para el resto de los bancos. Bancos por cierto que todavía no tienen sentado en los banquillos ni prestando declaración a ninguno de los “listos” que se han llevado muy buenas indemnizaciones por sus despidos y en cambio han llevado al fracaso a unas empresas que ahora tenemos que salvar entre todos.

Si Reino Unido SI ha creado con la crisis bancos públicos ¿cuál es el motivo real para que España no deba crearlos si los tiene que salvar con el dinero de todos? ¿en serio un banco público bien gestionado no serviría para aliviar esta falta de crédito que nos impide crecer aunque sea levemente? ¿qué opina Merkel de este asunto? ¿no sería bueno preguntarle y luego hacer lo contrario?
Publicar un comentario